Si no te encuentro. ¿Dónde está casa?

miércoles, 16 de febrero de 2011

Sueños...Supongo.



¿Y Si te cuento que estallo por dentro?
Dentro tengo la excusa que eres tú para destartalar esto que siento.
Siento se erizan los pezones, con el rose de tus palabras, ocacionales, que es lo único que tengo, para recorrerme entera. No sé si lo sabes, no lo sé.
Se me manchan las mejillas, al entrar al calor de esa habitación con la lluvia afuera.
Afuera neva, llueve, "retruécanea", yo corro y me refugio en sueños, que no son más que la realidad que me invento yo, no te conozco tanto, adorable ser finito.
Finito el momento en que te sueño, en el que te invento mil caras, porque no he podido ni si quiera tocarte.
Tocarte, ¿qué decir de tocarte?
Tocarte nisiquiera en sueños aún, ni en sueños.
Sueños...solo sueños.

1 comentario:

Mr. Meursault dijo...

Yo ni en comas oníricos lo alcanzo.